GIGATRON + Ira Ciega – Sala Marearock (Alicante), viernes 2 de marzo de 2018

alluminatour-2018-gigatron-en-alicante-1 (1)

Cuando en 1997 llegó a nuestras manos la ahora ya maqueta de culto Huracanes Del Metal (Live In Donington 97) de GIGATRON, viejos conocidos de nuestra zona levantina por provenir de los inclasificables CHOCOCRISPIS, nuestra sorpresa y alborozo fueron máximos, y enseguida nos declaramos fans incondicionales de la banda que más y mejor supo destapar las vergüenzas del género, o cuanto menos con más acidez y desparpajo, aunando amores y odios a la par en territorio nacional a pasos a-gigantados, y dejando entre medias a un sector que no sabía muy bien qué pensar (con lo sencillo que es a veces no pensar y simplemente disfrutar).

Los Dioses Han Llegado (1998) puso al día la mítica demo en formato CD, con un ligero lavado de cara y con el track-list incrementado para la ocasión, aunque sin demasiados retoques y conservando intactos los himnos que les catapultaron al estrellato mundial, como “El Barco De Colegas”, “Rebeldes De Cuero”, “El Poseso” o “El Templo Del Metal”, que tantas carcajadas nos arrebataron en su momento a los que gustamos de esto del Heavy Metal y además gastamos de eso a lo que llaman sentido del humor. Lo cortés no quita lo valiente, que se suele decir.

IMG_20180302_233412

Tras una época de sequía discográfica, Mar De Cuernos y su apéndice Hitthrashhit (2005) retomaron la estela de su predecesor, con perlas de la talla de “Banderas De Roña”, “Mi Hacha Hizo Tu Culo”, “Macho Cabrío” o “Alma De Animal”, y aunque ya llovía sobre mojado el descojone estaba más que asegurado. Hitthrashhit (el disco fantasma) no se editó en formato físico por motivos legales (su contenido no era otro que un puñado de covers a la GIGATRON, con gemas como “Caballón” de Manogüar o “Heavys En Fallas” de Quis), pero pronto se hizo tanto o más conocido que su compañero de edición ‘oficial’.

A partir de ahí, y tras otro largo período de ‘ausencia’ discográfica, que no de apariciones en directo, Atopeosis 666 (2014) y el reciente The Aluminium Paper Album (2017) han resucitado al mito, embarcándose el pasado año en una gira por gran parte del territorio nacional denominada Alluminatour 2018 (no se van a separar hasta asegurarse de tocar todos y cada uno de los clichés del Metal, y lo cierto es que hay donde elegir), ocasión que no íbamos a desperdiciar para ver por fin en directo a las huestes de los míticos Charly Glamour (voz) y Mike Ferralla (bajo), a los que se incorporaron sobre la marcha los letales Dave Demonio (guitarra) y Johnny Cochambre (batería), que ocuparon la plaza de otros ilustres anteriores como Frank El Tachas (guitarra) o los baterías Bestia Indomable y Mazinger Molina (intuimos que estos últimos fueron explotando en directo como los de Spinal Tap).

IMG_20180303_002429

La verdad es que pasar dos horas y pico de concierto entonando himnos a carcajada limpia (a ver si toma nota del timing alguna banda de las ‘serias’, por no decir la inmensa mayoría), y eso sin contar con la intervención de IRA CIEGA, a los que sólo pudimos ver despedirse con su atuendo de frailes a lo INHUMANOS dada su tempranera actuación, por 15 euros de los corrientes (18 € en taquilla) está más que amortizado, y si alguien salió defraudado del bolo seguro que Charly y los suyos estarían encantados de reintegrarle el importe, bien en dinero o en kalimotxo del caro (con Coca-Cola original y vino Don Simón, como merece la ocasión).

Lo cierto es que la banda ha progresado ostensiblemente, y lo que comenzó siendo una fanfarronada donde primaba el concepto sobre la música (baterías programadas, solos escuetos y limitados, temas de minuto y medio…), ha dado paso a kits de batería de lujo y a auténticas suites musicales por bloques (o bruques), que nada tienen que envidiar por momentos a las de Manowar o Stratovarius. Así pues, tras la intro de turno la descarga de la banda comienza a destajo, con cortes de nueva factura como “El Papiro De Aluminio” o “Viking Bugui” (con toda la sala bailando, el delirio), a los que pronto se unen clásicos como “El Barco De Colegas”, “Rebeldes De Cuero”, “El Poseso”, “Banderas De Roña”, “Mi Hacha Hizo Tu Culo” o “Mazinguer Metal”, los mejor recibidos por el sector más veterano del respetable, entre el que nos contábamos servidor y mi colega Carlos (el Templo, el TEMPLO!!!). Cochambre y Ferralla erigen el wall of sound de la banda, todo un muro sónico de ejecución sobresaliente e hiper contundente, mientras que Demonio dibuja libremente sus armonías de guitarra por encima, dejando que Charly lleve el peso de la ‘actuación’, sin parar de interactuar con el público a base de chistes, constantes cambios de look y demás arengas heavy-metaleras, e incluso haciendo mosh cada tres por cuatro.

IMG_20180303_004202

Mención especial merece la parte acústica del show, donde Cochambre y Ferralla dejan a sus compañeros de fatigas que destrocen a gusto clásicos como “Stairway To Heaven” o el comienzo de “Hallowed Be Thy Name” (adaptación gypsy del clásico de Iron Maiden), y en los que constatamos una vez más la imaginación sin fin de Charly Glamour (eso y que está como una puta cabra, además). Siguen los ‘homenajes’ con “Caballón” (Manogüar) y la caña de España con “Apocalipsis Molón”, “Warrior Of The Barrio” o “Festival Del Mal”, y entre el público puedes divisar de todo, desde peña partiéndose la caja hasta gente estupefacta, pasando por pogos descontrolados, minis de kalimotxo alzándose al escenario o hachas de plástico sobrevolando el mismo. Pos-eso, atopeósico (666).

Durante los cortes más nuevos aprovechamos para ir a la barra y/o al señor Roca (precios asequibles en la sala, todo sea dicho), y de vuelta hacemos lo propio para sacar alguna instantánea de tan magno evento y para chocar la mano del gran Charly Glamour (ya podemos morir tranquilos), el cual se hace eco de su valenciana vecindad y de las fiestas que se han corrido por la zona en sus tiempos más mozos.

IMG_20180303_002446

Al final giga-bolazo de dos horas y pico, con un sonidazo impropio de una sala de esas características (se nota muy mucho que le dan importancia a todo, desde el aspecto visual al sonido, evidentemente, con los roadies y el técnico de mesa involucrados desde el principio), tras lo que te planteas realmente si son Gigatron quienes se toman a broma esto del Rock o si son otras bandas supuestamente ‘serias’, de esas que te sablan en la taquilla y te despachan a la hora y cuarto de actuación.

Así que lo dicho, si no tienes prejuicios, te gusta el Metal y quieres pasar un gran rato (en todos los sentidos) no desaproveches la ocasión, Gigatron siguen siendo la caña de España, la cumbre del Rock.

Bubbath

Anuncios

2 comentarios en “GIGATRON + Ira Ciega – Sala Marearock (Alicante), viernes 2 de marzo de 2018

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s